Poses de Instagram que tienes que intentar así no te guste tomarte fotos

Por: Lily Alcoba

No cabe duda que Instagram es una red social llena de tesoros fotográficos escondidos; ahí encontramos increíbles paisajes, deportes extremos, comidas fascinantes y localidades fuera de este mundo, sin embargo, por cada fotografía de premio hay cien (y son pocas) más que son lo mismo.

Y es que las modas son cíclicas, si te pones a buscar verás que muchas de las poses que ahora te hacen lucir mejor, ya las estaban haciendo nuestras abuelas (o bisabuelas) cuando eran jóvenes. Así que no debería sorprenderte encontrar una fotografía en blanco y negro de alguien haciendo una pose tipo “Barbie Feet”.

Y si no se te da eso del narcisismo en Instagram, no te sientas mal, pues no se necesita ser una top model para lucir bien en tus fotografías. Te voy a dejar unas cuantas poses para que intentes, no se trata de verte espectacular, sino de sentirte bien contigo mismo, y vamos, Intentar una vez esto no te matará (prometido).

¿Haz intentado el “hombro alzado”? Esta pose et servirá para elevar tu estatura (solo no exageres. Ponte de costado, mira directo a la cámara y levanta el hombro que está de lado del fotógrafo.

Una selfie que aman todos los influencers es jugar con el “ángulo picado”, se trata de inclinar la cámara mientras la tienes de frente, esto hace que se te vean los ojos más grandes y rasgados sin tener la necesidad de acudir al Photoshop.

Verás que hay truco para todo, si quieres lucir más alta sólo tienes que tomarte (o pedirle a quien más confianza le tengas) una fotografía dando una zancada; ganas centímetros al momento y todo gracias a un fabuloso efecto óptico que alarga las piernas.

Y el juego de piernas no para ahí, en general con toda tu postura al estar de pie puedes hacer maravillas. Por ejemplo, si pones todo tu peso en una solo pierna (algo así como queriendo imitar una letra “S” con tu cuerpo) marcarás tus curvas.

El golpe de cadera es algo que las influencers aman, en especial aquellas que tratan de lucir lencería o trajes de baño. Balancea la cadera hacia un lado para reafirmar tu curva y un plus es que te hace ver más alta.

Pero sentado no se acaba la magia, se vale de todo. Si buscas una pose formal y sensual al mismo tiempo, tienes que inclinar tu espalda hacia un lado mientras cruzas tus piernas. Pero por el contrario si quieres verte cómoda y natural, basta con sentarte a ras de piso, estirar una pierna y doblar la otra, luego coloca tus brazos sobre tu rodilla alzada y listo… ¡natural y relajada!

Finalmente hablemos de cabello, un accesorio natural con el que puedes jugar todo lo que quieras. No te preocupes si tienes un cabello muy fino, es fácil darle volumen si tomas la foto desde un ángulo inferior y te inclinas, también puedes usar tus manos para hacerlo más grande. Si no me crees, pregúntale a Alessandra Ambrosio, quien luce una melena muy voluminosa pero todo es cuestión del ángulo.